El bigote de Borges

En Argentina se está librando un intenso debate sobre si mantener a Borges en su formalismo, dentro de un recipiente de formol, o desacralizarlo. María Kodama, su viuda, es su guardiana feroz. Se enfada y pone a sus abogados a trabajar cuando alguien crea a partir de Borges, en lugar de rezarle dos padrenuestros, y dejarlo donde está. Su última víctima es Pablo Katchandjian (1977), que en 2009 escribió ‘El Aleph engordado’, basado en el cuento de Borges sobre la experiencia mística vivida Borgespor su protagonista en la casa de Beatriz Viterbo. Katchandjian, que había hecho algo parecido con el ‘Martín Fierro’, ordenando sus versos por orden alfabético, añadía en su experimento 5.600 palabras al texto original de Borges, que tiene unas 4.000.

El proyecto nació del modo más simple. “Un día, de la nada, escribí en mi libreta: ‘Engordar textos -p.ej. ‘El Aleph’’ Unos meses después empecé a hacerlo. Y fue bastante trabajoso, porque quería permanecer en una posición intermedia al engordar: no ser yo ni tratar de ser Borges, es decir, no perderlo a él ni perderme a mí. Sí deslizarme a veces más para uno y otro lado, pero sin llegar a ser paródico -porque no quería eso- ni tampoco, digamos, hostil y agresivo -ya que el texto me estaba recibiendo, había que ser amable”, cuenta el autor en una entrevista en ‘La Tercera’.

La reacción de Kodama, heredera única de los derechos de Borges, fue interponer una querella por plagio. Los jueces absolvieron a Katchadjian en primera instancia, los abogados de Kodama apelaron y la causa llegó a la Cámara de Apelaciones, que confirmó el sobreseimiento. Kodama apeló nuevamente y la Cámara de Casación decidió dar salida a la querella. El pasado 18 de junio, el escritor fue procesado (artículo completo en El Progreso).

Anuncios


Categorías:Sin categoría

4 respuestas

  1. Estoy de acuerdo con tu argumento y no creo que se trate de plagio ni que haya que procesar a K., pero eso de construir tu obra utilizando como base la de otros puede ser un juego más o menos ingenioso, pero también puede ser morro o falta de ideas propias.

  2. Es importante distinguir entre un plagio y un remake: lo primero es un delito tipificado en el Código Penal; lo segundo, me atrevería a decir, es el lubricante que impide que la maquinaria de la literatura se oxide, y siga funcionando a través de los tiempos. Goethe, Zorrilla o Joyce no plagiaron a Marlowe, Tirso u Homero, respectivamente, ni mucho menos. Simplemente, le dieron otra dimensión a sus personajes. Incluso Cervantes le debe mucho a Avellaneda, puesto que, de no ser por el cabreo monumental que se cogió, probablemente nunca habría llegado a escribir la segunda parte del Quijote (a mi juicio y al de muchos, muy superior a la primera). Un paisano mío, Andrés Trapiello, acaba de publicar una especie de tercera parte, aprovechando quizás que ya no hay oportunidad de que Cervantes le demande. Pero quién sabe. Lo mismo el criar malvas le ha dulcificado algo el carácter al manco de Lepanto y hasta aplaudía la iniciativa, si levantara la cabeza. Lo bueno, creo yo, de un libro es que sus personajes den la impresión de poder vivir más allá de sus páginas. El equivalente a ir al cielo, entre los personajes de carne y hueso. Triste destino es el quedarse reducidos a papel para siempre, acumulando polvo, ya sea bajo tierra o en los estantes de una librería.

  3. No deja de ser un sarcasmo que la viuda del creador de Pierre Menard se ponga moños porque alguien reescribe la obra de su santo.
    Sin embargo. ¿Cuál hubiese sido la reacción de Borges si el experimento de Pablo Katchandjian se hubiese realizado en vida del autor? Creo que la respuesta daría para otro libro

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: