Diario ruso-español (5)

Me presento en la clínica de fisioterapia a las nueve de la mañana. Para eso tengo que poner el despertador a las siete y media. Camino a oscuras, de puntillas, para no despertar a nadie. Es contraproducente, porque choco con una lámpara. Después se me cae una cuchara en la cocina, y cuando salgo de casa doy el portazo del siglo, todo sin querer, pero hasta a mí me parece un poco raro. Antes de una hora regreso al piso cabizbajo, para el arrastre. Siguen durmiendo, qué bárbaras. Si me viesen cuchichearían aquello que no sé qué poeta maldito susurraba cuando Buero Vallejo llegaba a las cuatro de la tarde a tomar su café y su pipa: «Aquí viene Don Antonio Buero Vallejo, que en paz descanse».

Leo en The New Yorker un artículo sobre el penalti fallado por Messi. Su autor afirma saber dos cosas sobre el error del futbolista argentino. «Lo primero que sé es que no significa nada. Lo segundo que sé es que significa todo». Me alegro infinitamente. A mí me viene a la cabeza lo que decía Nemèm Prancha, para quien «el penalti es algo tan importante que debería chutar el presidente del club». También recuerdo que en los setenta unos científicos ingleses, muy ocupados, estudiaron a fondo la pena máxima, hasta alcanzar la fórmula del penalti imparable. No me la sé de memoria, pero aparece en Google: (((X+Y+S)/2)x((T+I+2B)/4))+(V/2)-1. Tuvieron en cuenta la posición del pie al chutar, los pasos de la carrera, la velocidad del chut, la colación del balón… Tuvieron en cuenta todo, menos lo que pasa, supongo (entrada completa en Vanity Fair).

Anuncios


Categorías:Fútbol, Vida diaria

Etiquetas:, ,

1 respuesta

  1. A los cinco minutos de empezar, me decía: “Les van a caer 5 a los panameños, son malísimos”. Al final mantuvieron más o menos el tipo. Mientras veía el partido me preguntaba por qué Bélgica siempre tiene que tener un pelos de medio centro. Antes era Fellaini, ahora Witsel.
    Llevo años oyendo que De Bruyne es un crack mundial, y yo sin encontrarle una acción de mérito. Ayer tampoco lo conseguí.
    Inglaterra es un valor seguro: fracasa seguro.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: